Doctor Who, pequeños reinos

La Realidad, entendida como aquello construido por medio de la percepción de los miembros de una comunidad o grupo, apesta para la mayoría de las personas. Nuestros trabajos no son los soñados, elegimos desempeñarnos en una carrera que nos dará tanto dinero como mendigar y la gran parte del día nos la pasamos deseando lleguen momentos osciosos para… mirar el techo y respirar. Todos tenemos un plan que algún día, con esfuerzo, llevaremos a cabo y enarbolaremos la bandera de nuestros sueños para convertirnos en aquella maravillosa representación perfecta de nosotros mismos. Y, todos sabemos, eso jamás ocurrirá, con algo de suerte seguiremos rezando por más instantes donde sólo fagocitar.

Es necesario escapar, volar hacia mundos desconocidos, realidades defirentes que no tienen por qué ser mejores sólo… no la nuestra. Por eso nos volcamos a mundos de ficción, cuanto más complejos mejor, nos conectamos con los personajes, sufrimos lo que sufren, aspiramos a que logren sus metas, nos preocupamos cuando les va mal y respiramos aliviados cuando el terror queda atrás.  Pero no somos estúpidos: sabemos que es una fantasía y vemos los cables y al titiritero. Eso es también parte de la experiencia, la cual no está completa hasta que tenemos todos los elementos tanto lo textual como lo meta textual.

Al finalizar Lost, me quedé en ascuas, huérfano de ficción por decirlo de algún modo. Intenté reemplazarla con otras series como The Wire (de la cuál he escuchado grandes cosas… y por “escuchado” entiéndase “leído en algún blog”) pero el hecho de que hubiera terminado en 2008 (tras 75 episodios), me hizo abandonar tras el cuarto episodio. No me mal entiendan: es una gran serie pero no hay diálogo, ni interacción, no hay titiritero al que ver y poder sonreirle o enfadarse. Intenté entonces una serie que tenía todas las promesas de gustarme pero nunca estaba a mi alcance: Doctor Who

Esta serie de la BBC tine una larga data, si quieren detalles hagan click acá. Desde 2005 ha comenzado a emitirse una nueva serie de aventuras del personaje y, a pesar de mis esfeurzo, la cantidad de episodios y la paja mental que me aqueja desde que tengo memoria, me han privado de la posibilidad de ponerme al día. Peeero, y he aquí al respuesta a mis plegarias, la serie estrenó contexto nuevo este mismo año y hay 15, apenas 15, nuevos episodios disponibles para descargar e interactuar.

La excusa argumentativa es una nueva regeneración del doctor, esta vez en el cuerpo de un joven de 26 años. Ahora el personaje está entrando en contacto con las funciones de su nuevo cuerpo, con sus gustos y disgustos, además hay que agregar una compañera que es una pelirroja hermosa (la primera para ser sinceros, ya que las anteriores, sin ser feas, tenian una belleza “cuestionable”) para hacer el cóctel completo.

Por supuesto que hay millones de detalles que son dados por supuestos para la audiencia (por supuesto por supuestos), tal vez me pierda algunos momentos memorables por no saberles pero ¿para qué existe internet? Además la serie tiene un humor impecable, un ritmo excelente y un optimismo a prueba de balas (algo que no me vendría en falta) 

Y así el buen Doctor da respuesta a mis plegarias por una serie que me brinde la experiencia y el sabor de escapar de mi realidad, cualquiera ella sea.

Enlaces externos

Trailer de la nueva temporada

Blog en español con referencias y episodios on line

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s